Caciques de Humacao Crónica de una muerte anunciada

Emilio Pérez
emilioperez@elorientalpr.net

Al momento de este escrito, el traslado de los Caciques de Humacao a la ciudad de Isabela aún no era oficial, aunque por todos los rumores que venían aconteciendo en las últimas semanas podíamos pensar que existía un 99.9 % de probabilidad de que eso sucediera.
Los Gallitos regresarían al baloncesto profesional por primera vez desde el año 2011 de la mano del abogado José Pérez Villanueva, quién reemplazaría a Daniel Maes como titular de la franquicia.
Se dice que Isabela cuenta con el dinero suficiente para garantizar el pago de la nómina de jugadores y el cuerpo técnico, además de que se comprometieron a saldar las deudas que quedaron pendientes bajo el pasado apoderado. De contar con el billete, los Gallitos pudieran armar un equipo bastante competitivo y con opciones reales de clasificar.
Humacao, un equipo del cual nos enamoramos y defendimos hasta más no poder desde su nacimiento en el año 2005, nos dejó plantados en el altar, diciéndonos adiós en plena temporada, algo que nunca había sucedido en la historia del BSN.
De cumplirse la profecía deportiva, gente me duele decirlo, pero se nos fueron nuestros Caciques. ¿O acaso fue que los dejamos ir?
Familia se repitió el famoso cuento de “Pedro y el lobo” pero en otro contexto. ¡Se van a ir los Caciques! ¡Se van a ir los Caciques! Y así fue… muchos no lo creyeron posible, otros solo se dedicaron a observar el derrumbe desde la distancia, hasta que saben que…finalmente el lobo o quizás debo decir el gallo, se los llevó.
Fuimos muchos los que día a día luchamos y llevamos el mensaje, pero al parecer como que nadie nos creyó. Aún estoy tratando de entender qué realmente fue lo que sucedió y cómo es que apenas hace unos meses atrás peleábamos los primeros lugares del torneo.
Las posibles razones se pueden quizás enumerar, falta de apoyo del comercio local, un calendario que competía con otras ligas, poca venta de boletos, mala administración, no se invirtió tiempo en una verdadera logística de ventas, mercadeo y promoción, deudas que se fueron acumulando, promesas de dinero que no llegaron…etc. Razones que son válidas si nos sentamos a analizarlas de manera objetiva y sin fanatismos.
Humacao se sentía orgulloso de sus Caciques, aunque la escasa asistencia a los partidos locales de esta temporada no enviaba realmente ese mensaje al resto de la nación.
La pregunta que no me saco de la mente es: ¿En estos tiempos de recesión económica era buen negocio mantener a los Caciques con vida? #Opine Usted
De mi parte solo me resta agradecer a todos esos empresarios, auspiciadores, abonados, alcaldes, legisladores y apoderados responsables que lograron, a través de todos estos años, mantener con vida a los Caciques, suena fácil, pero no lo es. Y aunque les caiga un aguacero de críticas por el adiós del quinteto, nadie puede ignorar el gesto titánico que tuvieron al atreverse a soñar. #Mis Respetos
Mención especial a esos fanáticos de corazón que estiraban el pesito para poder llevar a su familia a uno que otro jueguito, eso son los verdaderos héroes, los que me duele no poder saludar más en el Arena. La gente que menos puede es a veces la que más ayuda, a ustedes mi respeto y admiración.
Se nos van los Caciques, pero me quedo con los recuerdos de las hazañas de Benson Payano, Henderson, Banks, Hiraldo, Kennel, Ricky, Berdiel, Febres, Hommy, Ricky, Jack Michael, Roberto y Joel, Life, Looby, Mays, Millsap, Bimbo, Fili, Jhonson, Clemente, Maye, Robinson, Penn, Guitian, García, Sensley, Valenzuela, Mc Cants, Hodge, Brown, Clinch, Horne, Graham, Kennan, Scott, Uter, Apodaca, Collier, Ere, Hicks, Pittman, Bimbi, Gaines, Bailey, English, Ubiles, Galindo, Famous, Martínez, Cintrón, Ansel y el inigualable Brandon Costner entre otros más que sudaron con orgullo la camiseta. #Gracias Muchachos

Share Button